Uno de mis alumnos sufre de trastornos alimenticios. ¿Cómo ayudarlo?

Share:

El trastorno alimenticio es un tema muy delicado y, al igual que el abuso de drogas y sustancias, es un síntoma o una señal de que algo no está bien. El problema de comer por sí mismo no es lo que debe ser tratado, sino todo un conjunto de cuestiones más profundas que se manifiestan a través de este comportamiento auto-destructivo y que a largo plazo deriva en:

  • Pérdida de peso extrema y desnutrición
  • Sistema inmune debilitado
  • Estreñimiento o pérdida de las funciones normales del intestino.
  • Disminución de la temperatura corporal
  • En casos de bulimia dolor de estómago y esófago y decaimiento de los dientes debido al ácido del estómago al vomitar
  • Pérdida de masa muscular y fuerza
  • Desequilibrio electrolítico (calcio, magnesio, potasio, sodio)
  • Muerte

 

Los trastornos alimenticios se caracterizan a menudo por un temor intenso al sobrepeso y una imagen distorsionada del propio cuerpo, pero la raíz de este temor deviene de otros sentimientos mucho más profundos.

Aunque podemos creer que es “fácil” de detectar, la realidad es que hay todo un recorrido previo hasta que el problema se hace realmente visible. Cuándo esto pasa, es porque la enfermedad lleva ya un tiempo considerable desarrollándose. Por eso debemos estar atentos a los síntomas previos.

Las personas que padecen de un trastorno alimentario pueden experimentar unos o más de estos problemas subyacentes:

  • Inseguridad consigo mismo y con los demás.
  • Necesidad de estar en control
  • Baja autoestima
  • Miedo a sentir emociones profundas
  • Preocupación por la necesidad de complacer a los demás. Miedo al rechazo
  • Inseguridad con respecto a su apariencia y competencia
  • Negación o falta de conciencia ante las necesidades del cuerpo como el hambre
  • Exageración de perfeccionismo y logro.
  • Conjunto de estándares muy rígidos y altos. Adicción a alcanzar la perfección

 

En cuánto a los efectos sobre el cuerpo a corto plazo, estos son algunos de ellos:

  • Mareos, debilidad y mal humor.
  • Sarpullido y piel seca
  • Insomnio o trastornos del sueño.
  • Glándulas hinchadas.
  • Pérdida de cabello y calidad en las uñas.
  • Pérdida o fluctuación de peso.
  • En las mujeres, ausencia o irregularidades en el ciclo menstrual.

 

Si hemos visto que uno de nuestros alumnos (tanto mujeres como hombres) manifiesta una o más de estas características y síntomas debemos ayudarlo. Hacerlo no es fácil, ya que en general no son conscientes de su enfermedad y especialmente en las primeras etapas suelen estar reticentes a recibir ayuda. Por esto debemos ser muy cuidadosos al abordar el tema:

  • Seleccione un tiempo para hablar con el estudiante cuando no tenga prisa y no sean interrumpidos.
  • De una manera directa y no punitiva, indique al estudiante todas las observaciones específicas que han despertado su preocupación, tratando de no enfocarse en el peso corporal o en los alimentos. Evite los conflictos con su estudiante.
  • No lo culpe o avergüence por sus acciones o actitudes.
  • Su responsabilidad no es diagnosticar o proporcionar terapia; Es el desarrollo de una conversación compasiva y directa que en última instancia ayuda a un estudiante en problemas a encontrar comprensión, apoyo y saber que existen recursos terapéuticos apropiados ante la presencia de bulimia o anorexia.
  • Si la información que recibe es convincente, comuníquele su sentido tentativo de que él o ella podría tener un trastorno alimenticio, así como su convicción de que el asunto claramente tiene que ser evaluado.
  • Evite dar soluciones simples. Por ejemplo, “Si te detienes, entonces todo estaría bien!”. No se convierta voluntaria o involuntariamente en el terapeuta, salvador o víctima del estudiante.

Si logra que su alumno le cuente lo que le está pasando debe escucharlo con detenimiento y mostrarle que aprecia que esté siendo abierto y honesto con usted. Muéstrese solidario y disponible para lo que necesite y dele a la persona la esperanza de que con ayuda profesional y la paciencia de él o ella puede liberarse de su trastorno.

Dos idiomas es mejor que uno

Share:

En general se sabe que para tener más posibilidades de éxito en lo laboral, aprender un segundo idioma es LA herramienta que probablemente nos distinga del resto. Y en estos momentos donde las ofertas laborales no abundan, el paro está a la orden del día y por cada puesto compiten centenares de personas, es fundamental destacarnos para obtener el tan deseado empleo.
Pero aprender un segundo idioma cuándo somos adultos puede ser algo que nos de temor, nos sentimos “grandes”, nuestro cerebro suele tardar más en asimilar los conocimientos e incluso podemos frustrarnos y abandonar todo intento por desarrollar esta nueva habilidad.
Lo mismo puede suceder de niños, con las aburridas clases en el instituto, donde las lecciones son todo lo que los chicos quieren eludir. Tener que repetir una vez tras otra palabras, frases, conceptos que creen que nunca van a utilizar suele ser tedioso para el niño y hace que rápidamente dejen de prestar atención.
Sin embargo, desde hace un tiempo, hay nuevas formas de hacer que el proceso de aprendizaje sea mucho más amable, interesante e incluso divertido para adultos y niños. Pero, ¿de qué se trata? Inmersión Lingüística. Este modo de aprender una nueva lengua puede llegar a ser, por lejos, la más efectiva en términos reales.
La inmersión lingüística se basa en aprender el nuevo idioma “viviéndolo”, en vez de estudiarlo desde un aburrido libro. De esta forma, la persona se sumerge desde la cultura misma del lenguaje; se trata de exponernos intensamente, de vivir en el país o ciudad donde se hable este idioma de forma habitual, obligándonos -en cierta forma- a escuchar todo el tiempo el dialecto que queremos incorporar en nuestra vida.
Con esta práctica el aprendizaje no solo se torna más interesante (además de obligatorio, ya que si queremos comunicarnos debemos poder expresarlo) sino que se incorpora de forma mucho más natural, rápida y práctica. Se logra llegar al bilingüismo, aprender los modismos propios de la jerga y resulta incluso más satisfactorio para el propio aprendiz.
Hay otras formas de lograr la inmersión lingüística sin tener que viajar a un país desconocido y apañárnosla por nuestra cuenta, algunos institutos se dedican a enseñar con este método, o incluso programan los viajes para los alumnos brindándoles todo el apoyo y las herramientas necesarias para que la experiencia resulte todo un éxito.
Viendo la gran eficacia de esta forma de aprendizaje, es probable que en algunos años más, la mayoría de los institutos de enseñanza la adopten para beneficiar a sus estudiantes y lograr una menor deserción en el ámbito de los nuevos idiomas.

RECURSOS HUMANOS 2.0

Share:

Las nuevas tendencias del mercado laboral referido a los Recursos Humanos, cada vez más solicitan profesionales 2.0

La administración de Recursos Humanos dejo de ser el Departamento de Personal con tareas muy específicas y de poco valor. Para pasar a ser un estratégico dentro de la organización. La misión de los Recursos Humanos cambia y empieza a abarcar tareas tales como: la gestión del talento, la planificación de la sucesión, estudio del clima laboral, el diseño de planes de carrera, la evaluación de desempeño, la motivación, el desarrollo del potencial, etc.

La tarea de Recursos Humanos debe de ser valorada por el nivel superior o estratégico de la pirámide organizacional, ya que, el trabajo de control que llevan a cabo, sería un control sin sentido hacia sus recursos más importantes: las personas.

Lo más importante y clave en la gestión de cualquier individuo en esta aérea de la compañía será su capacidad para ser creíble y confiable entre los empleados. Y ser capaz de fomentar diversos aspectos como el trabajo en equipo, la flexibilidad, el reclutamiento de personal y la orientación hacia el cliente interno.

En un mundo donde reina la tecnología, se busca un trato más cálido, las personas encargadas del área deben contar con una combinación de conocimientos emocionales y digitales.

La gestión de personas en la actualidad define algunas tendencias claves:

Mentoring: Si bien muchas organizaciones interpretan que tener dentro de su organización un mentor o coaching es un costo, esto no es así, es una inversión a largo plazo, ya que son profesionales experimentados para poder desarrollar un programa de desarrollo de talentos específicos para la organización para la cual trabajen.

Tecnologías Colaborativas:

  • Aprovechando el uso de las nuevas tecnologías; a través de estas se desarrollan nuevos modos de formación y desarrollo.
  • Algunas organizaciones más innovadoras; están sustituyendo las Intranets por redes sociales
  • Una de las dificultades del InFormal e-learning es el uso de Internet por parte de los verdaderos interesados, teniendo en cuenta que no todos saben usar este nuevo medio de comunicación.

Marketing: Recursos Humanos se orienta cada vez más a los clientes internos y externos, inclusive, incorporado conocimientos de marketing en su gestión interna.

Sin Fronteras: Las divisiones entre las distintas áreas la una organización se disuelven cada vez más gracias a la tecnología y a la necesidad de trabajar en equipo.

Además, las nuevas formas de trabajo también plantean retos diferentes en los procesos de reclutamiento. Se espera que las organizaciones contraten cada vez más por proyectos. En este punto, se precisa que los seleccionadores o las consultoras especializadas en gestión de empleo ett, que manejen una base de datos de freelance y sepan dónde se encuentra el talento que se necesita para cada proyecto. La futura metodología de trabajo, no tendrá requisitos de disponibilidad de horaria, mientras cursas puedes a su vez optar por conseguir algún empleo de medio tiempo para empezar a desarrollar tu talento.

En el futuro, aquel que trabaja para las empresas buscando a los mejores empleados, se invertirá y pasará a buscar las mejores empresas para cada profesional.

Aprendiendo un Nuevo Idioma – Inmersión y Compromiso

Share:

La rapidez y la calidad con la que se adopta un nuevo idioma suelen depender de dos factores que juegan un papel más importante que el programa de aprendizaje de idiomas que se utilice: la inmersión y el compromiso. Averigüe cuáles son estos factores y cómo pueden afectar en el aprendizaje de tal idioma:

Compromiso
Muchas personas tienen la intención de una variedad de cosas, como perder peso, escribir una novela y aprender un nuevo idioma. Desafortunadamente, pocos de ellos están comprometidos lo suficiente para verlo cuando las cosas se ponen un poco difíciles. Como tal, su nivel de compromiso con la adaptación de una nueva forma de hablar dictará una gran parte de si finalmente son capaces de tener éxito en la zona o no.

Si su forma de pensar en el aprendizaje de idiomas es sólo para aprenderlo durante las pausas convenientes en su horario, es muy poco probable que aprenda a buen ritmo. A menudo, el compromiso depende de una motivación subyacente – encontrar eso y verá mejoras masivas en su capacidad para absorber nuevo material.

Inmersión
Cuanto más se pueda rodear con el nuevo idioma, más fácil será integrarlo en su discurso diario. Es por esa razón que la gente tiende a recoger idiomas muy rápido cuando están viviendo en un área que habla el dialecto. Como tal, tendrá que encontrar una manera de invitar el idioma a su vida, ya sea organizando reuniones con hablantes nativos para practicar regularmente con u a través de programas que se dedican a esto.

 

Programas de inmersión lingüística
Ha habido miles de investigaciones sobre el aprendizaje de idiomas basado en la inmersión lingüística, la mayoría de ellos apuntando hacia una conclusión similar: funciona. Por supuesto, probablemente tendrás una experiencia más dura al principio (estás básicamente pasando de 0 a 60 en un instante), pero si lo aceptas y te mantienes abierto a las luchas potenciales, casi cualquier persona puede tener éxito de esta manera.

Los programas de inmersión lingüística, que implican la experiencia directa de un lenguaje para su aprendizaje, son populares entre un gran grupo de estudiantes de idiomas. De hecho, muchas personas multilingües que dicen que prefieren bucear en la cultura y vivir el idioma de inmediato, en comparación con aprender desde un enfoque más estructurado.

Posted in Uncategorized

Centros de Formación Profesional

Share:

Los oficios están algo desvalorizados, pero todos hemos necesitado en alguna ocasión plomeros, electricistas, pintores, albañiles, y es muy difícil encontrar una persona de confianza que trabaje en casa.

En España en los institutos de formación profesional, que preparan al alumno para ingresar al medio laboral, se pueden estudiar diversas carreras con salida laboral aunque también se prepara al alumno para el ingreso a la universidad.

Entre las áreas de formación se incluyen:

  • Actividades agrarias y marítimo pesqueras;
  • Administración;
  • Física y deporte;
  • Artes gráficas;
  • Comercio y marketing;
  • Imagen y sonido;
  • Edificación y obra civil;
  • Fabricación mecánica;
  • Hotelería y turismo;
  • Materiales eléctricos, electricidad y electrónica;
  • Entre muchas otras.

En todas las especialidades, encontrarás diferentes niveles de formación, la formación inicial, está dirigida a alumnos de entre 16 y18 años que se deciden a entrar en el mercado laboral.

La formación específica de grado medio, está dirigida a jóvenes de más de 18, con estudios secundarios completos, ésta tiene una duración de 2 años aproximadamente y proporciona formación en los centros de trabajo y título de Técnico.

La formación de grado superior dirigida a alumnos de más de 20 años con nivel de bachillerato, al completar los 5 trimestres, se obtiene el título de Técnico Superior en la especialidad.

La formación continua, son cursos de especialización que actualizan los conocimientos del oficio.

La formación profesional está volviendo a tomar el lugar que tenía hace algunos años, debido a su oferta, su carácter modular y la facilidad para realizar cursos, sobre todo a través de internet. Además son una salida laboral atractiva y rápida.

En España actualmente se cuenta con aproximadamente unos 150 ciclos formativos, en campos profesionales. Los títulos tienen validez en todo el país y a su vez poseen valor académico y profesional.

Los cursos  a su vez se diseñan a partir de las necesidades laborales de los empleadores no solo en España sino también en la Unión Europea. De este modo se garantiza la salida laboral de los alumnos.

El modelo flipped classroom

Share:

El mundo ha cambiado, las personas han cambiado, las familias han cambiado a lo largo del tiempo, los gobiernos también cambian, sociedades enteras han cambiado, pero la educación aún sigue sin aceptar el cambio. Aunque ya cada vez más y más docentes adoptan los nuevos modelos educativos, algunos todavía se resisten.

 

Entre los nuevo modelos, el modelo flipped classroom o aula invertida es uno de los más importantes e innovadores proyectos que ha dado la educación a nivel mundial. Un modelo donde el alumno puede rebobinar la explicación del docente en su hogar, donde la tarea se hace en el aula, a diferencia del modelo tradicional, donde el profesor dicta toda la teoría en clase y el alumno luego en su hogar debe hacer la tarea, los ejercicios solo o con la ayuda de sus padres, cuantas veces nos ha pasado que no recordamos como hacerla.

El modelo flipped classroom, invierte esa situación, el docente comparte a través de las redes sociales, YouTube, portales especiales para educación como Edmodo, un vídeo corto con la explicación teórica sobre el tema. Muchos utilizan juegos, imágenes, pequeños recortes de películas, entre otras cosas, y el alumno lo ve en su hogar, puede pausar, rebobinar, volver a ver las veces que quiera. En clase se realiza la ejercitación del tema, debates, se explica lo que no se entendió, esta tarea no solo la hace el docente, los alumnos participan activamente.

Los docentes que han implementado el modelo flipped classroom en sus aulas han notado un cambio importante en sus alumnos, hay más participación, menor cantidad de desaprobados, porque el estudiante se siente partícipe de esa clase, no como un simple espectador sino como un actor importante. Ya no es el chico aburrido al final del aula, las clases son entretenidas y sobre todo participativas.

Aprendizaje cooperativo, colaboración y trabajo en grupo

Share:

A menudo los términos colaboración, trabajo en grupo y aprendizaje cooperativo se utilizan indistintamente. Si bien tienen cierta coincidencia, también existen algunas diferencias. Las diferencias entre colaboración y cooperación no siempre son claras. Ted Panitz en sus ponencias sugiere que: “La colaboración es la filosofía acerca de cómo relacionarse con los demás, de cómo aprender y trabajar con ellos. La colaboración es una forma de relacionarse con personas que respetan las diferencias y que comparten la autoridad; se basa en el conocimiento que está distribuido entre otros individuos. La cooperación, por otro lado, es la forma de trabajar con otros para lograr una meta común.”

El aprendizaje colaborativo encuentra sus primeras prácticas en el trabajo de profesores británicos,  que intentaban una interacción mayor de sus alumnos durante las clases de literatura.  En Estados Unidos las raíces del aprendizaje por cooperación en las aulas se encuentran en el trabajo de los psicólogos John Dewey y Kurt Lewin. Se podría decir que el aprendizaje colaborativo es una forma de coooperación en las escuelas.

Por otro lado, el trabajo de grupo no sólo implica que varios estudiantes trabajen juntos, ya sea cooperando o no.

Ejemplos prácticos de aprendizaje colaborativo para utilizar en el aula:

  •  Los estudiantes pueden trabajar juntos para realizar encuestas en su comunidad.
  • Si los estudiantes deben aprender 10 definiciones nuevas en una clase de biología, ¿Por qué no permitirles que dividan los términos y las definiciones y que se enseñen entre sí?

Sin embargo, asegúrese de que todos los miembros del equipo sean capaces de hacer sus tareas. En ocasiones uno o dos estudiantes terminan por hacer el trabajo de todo el equipo.

El trabajo grupal es el primer paso para trabajar con la metodología cooperativa; sin embargo, el verdadero aprendizaje cooperativo implica mucho más que el simple hecho de dividir a los estudiantes en equipos de trabajo.

Por ejemplo hay profesores que afirmaron estar utilizando el “aprendizaje cooperativo” al pedir a los alumnos que hagan trabajos en grupos de dos, donde cada uno debe escribir una parte. Por desgracia, estos profesores no ofrecen tiempo de trabajo conjunto, ni dan una guía o una preparación sobre las habilidades de cooperación social. Los estudiantes obtienen una calificación por su parte individual y una calificación grupal por el proyecto completo. Con esta forma de trabajo en la mayoría de los casos los resultados son que uno de los estudiantes obtiene 10 por su parte del trabajo, pero un 7 en el proyecto grupal, porque su compañero obtuvo un 5: (o peor nota) si nunca entregó nada. Así, un estudiante fue castigado con un 7 por una situación que no controlaba, mientras que el otro fue recompensado con un 7 por no trabajar en absoluto. Esto no es un aprendizaje cooperativo, ni siquiera se trata de un trabajo grupal.

El aprendizaje cooperativo por otra parte lleva una larga historia en la educación estadounidense; durante años hubo discusiones sobre si se aceptaba o si se rechazaba. En la actualidad los enfoques constructivistas del aprendizaje que están en continuo desarrollo promueven “un gran interés en las situaciones en que la elaboración, la interpretación, la explicación y la argumentación están integradas a la actividad del grupo, y en las situaciones en que otros individuos apoyan el aprendizaje”

Los diferentes modelos teóricos del aprendizaje defienden el aprendizaje cooperativo por distintas razones:

  • Los partícipes del procesamiento de la información señalan el valor que tiene el debate grupal para ayudar a los participantes a repasar, elaborar y ampliar sus conocimientos. Conforme los estudiantes que conforman el grupo de debate formulan preguntas y dan explicaciones, deben organizar sus conocimientos, establecer conexiones y repasar (estos son los procesos que fomentan el procesamiento de la información y la memoria).
  • Los seguidores de la perspectiva de Piaget sugieren que las interacciones entre los grupos crearían el conflicto cognoscitivo y el desequilibrio que provocan que un individuo se cuestione su entendimiento y pruebe nuevas ideas; o, como dijo Piaget , “ir más allá de su estado actual y buscar nuevos rumbos” .
  • Quienes están a favor de la teoría de Vygotsky consideran que la interacción social es importante para aprender, porque funciones mentales superiores como el razonamiento, la comprensión y el pensamiento crítico se originan en las interacciones sociales para luego internalizarse en cada individuo. Los estudiantes son capaces de realizar tareas mentales con apoyo social, antes de hacerlas por sí mismos. Así, el aprendizaje cooperativo brinda el apoyo social y el andamiaje que los alumnos necesitan para avanzar en su aprendizaje.

Fuente: Psicología Educativa. Anita Woolfolk.

Juegos a partir de los 9 meses

Share:

En esta edad, el niño disfruta con bolas de colores vivos, de distinto tamaño y  consistencia, pelotas grandes y pequeñas,de poco peso, cubos grandes, bolos de  colores, cubiletes, un oso o un muñeco de trapo. A partir de este momento, el niño puede empezar a utilizar juguetes de arrastre, triciclos sin pedales, un camión de gran tamaño o andadores. También le gustarán los libros con ilustraciones y disfrutará mucho más con las canciones. Dado que su desarrollo motor le permite manipular y coger los objetos con facilidad y desplazarse gateando, el objetivo de los ejercicios psicomotores que pueden llevar a cabo los padres debe ser ahora que fortalezca las piernas para que decida levantarse y dar los primeros pasos.

A CABALLO

El juego del caballito con el rodillo resulta divertido para todos los bebés y es muy práctico para coger fuerza en los pies y desarrollar la musculatura de los mismos.

1 En primer lugar, debe sentarse al niño, cómodamente, con una pierna a cada lado del rodillo y estabilizarlo. No debe soltarse el niño durante el ejercicio.

2. A la vez que se sujeta la cintura, hay que desplazarlo hacia un lado para que el se apoye en el pie. Cuéntele que está encima de un caballo y que jugará de el.

3 Sin dejar de aguantar al bebé empújelo hacia el lado contrario para que apoye el otro pie. Repítalo varias veces

LOS PADRES: UN PUNTO DE APOYO

A partir de los 10 u 11 meses, el niño está preparado para intentar levantarse con ayuda. No dude en estimularlo a que lo haga, muéstrele sus brazos como lugar seguro donde agarrarse e incítele a que se atreva a hacer el primer esfuerzo.

El desarrollo psicomotor del bebé es rápido y, a veces, nos puede parecer que está inseguro o que tiene miedo de intentar una nueva postura; refuerce con risas y palabras dulces todos sus intentos y tenga paciencia cuando no haga lo que usted quiere.

1 Llame al bebé y anímele a levantarse. No se trata de imponerle nada, sino, una vez más, de sugerirle el movimiento infundiéndole una sensación de seguridad.

2 Muestre sus brazos seguros al bebé para que se agarre a ellos. Deje que la fuerza inicial del movimiento la realice él, pero posteriormente ayúdale a continuar el movimiento, haciendo usted la fuerza necesaria para que acabe de incorporarse.

FAVORECER EL GATEO

rodilleras de bebe

Protege sus rodillas con estas simpáticas rodilleras para cuando tu bebe comienza a gatear.

Aunque no todos los niños gatean antes de andar, a veces un pequeño estímulo gimnástico o ayudarle a aprender la postura para hacerlo puede favorecer que descubran

cómo hacerlo. A continuación se muestran dos ejercicios útiles para lograr este objetivo que pueden ser necesarios en niños con ciertas dificultades motoras. Si su hijo no gatea, pero muestra un desarrollo motor normal y consigue desplazarse de otro modo, no insista en conseguir que gatee, pronto empezará a andar sin haber dado ningún paso a gatas.

Con rodillo

1 Sitúe al niño frente al rodillo con las piernas dobladas de manera que se apoye en él con las manos. Deje un juguete atractivo al otro lado del rodillo.

2 Imprima un ligero movimiento de vaivén para que el niño se apoye con las manos en el suelo. En muy poco tiempo conseguirá una activa participación de las piernas y los brazos.

Sin rodillo

1 Sujete al bebé, sentado, por la barriga y agúantele los pies, cuando vea que se dirige a un juguete.

2 Incline al bebé horizontalmente, doblándole ligeramente las rodillas.

3 Nuestra ayuda ha empujado al bebé a adoptar la postura de gateo para poder dirigirse al juguete.

EL CORREPASILLOScorrepasillos juguetes bebes

Cuando el niño ya se levanta con facilidad, ya sea agarrándose a los muebles o por si solo, pero todavía no anda, son muy útiles los correpasillos, que permiten al niño andar con apoyo pero con soltura, individualmente y hacia dónde él quiere. Combinar estos juguetes con ratos andando de la mano del adulto permitirán al niño adquirir la seguridad y soltura necesarias para lanzarse, más adelante, a dar sus primeros pasos.

1 La primera vez que se ponga al niño delante de un correpasillos, ayúdele a encontrar el equilibrio.

2 Cuando vea que el juguete es seguro, por si solo, dará el primer paso. Al principio, es conveniente que el adulto le siga un rato.

juguetes bebe

Correpasillos de Kanikas

Posted in Uncategorized

JUEGOS A PARTIR DE LOS SEIS MESES

Share:

La tendencia natural e instintiva de todo niño es la búsqueda de su independencia a través de la libertad de movimientos. Los padres deberán preparar y provocar las iniciativas del bebé, corrigiendo o afianzando los progresos en sus habilidades motoras. No es correcto recluir al bebé en una cuna y dejar que su instinto y el azar realicen todo el trabajo.

La compañía y el aliento de los padres son para el bebé una ayuda inestimable para abordar con alegría y seguridad la difícil tarea de sus adquisiciones motoras.

La colaboración y participación activa de los padres o educadores le ayudarán a robustecer sus músculos, corregir sus posturas, y favorecer o adelantar sus intentos de equilibrio. No exige mucho tiempo ni requiere un material costoso. No se trata de forzar al niño, sino de ayudarle en su desarrollo.

GIMNASIA PARA BEBES DE 6 MESES

Con un breve tiempo de gimnasia, haciendo la bicicleta con las piernas o flexionando los brazos alternativamente, se obtienen resultados sorprendentes.

REFORZAR LOS BRAZOS

1 A partir de los seis meses, conviene reforzar la musculatura de las extremidades, tanto la de las piernas, para empezar a prepararlas para gatear y andar, como la de los brazos, para que el niño tenga, posteriormente, fuerza suficiente para agarrarse y levantarse. Un divertido ejercicio, muy sencillo, consiste en apoyar al niño encima de una mesa, poner ante él un juguete u objeto atractivo y sujetarle de los pies esperando que avance.

2 Cuando el niño se sienta seguro, bien sujeto, empezará a desplazarse para alcanzar el juguete. Deje que haga él sólo el esfuerzo necesario y refuércele cuando alcance su objetivo con caricias y carantoñas. Para llevar a cabo este ejercicio, el niño hará mucha fuerza; si observa que los brazos de su bebé no están todavía capacitados para hacerlo, no lo fuerce e inténtelo de nuevo al cabo de unos días.

JUGAR CON LOS PIES

Otro divertido ejercicio para reforzar la musculatura de piernas y pies es el siguiente. Sitúe al niño tendido sobre una superficie lisa, boca arriba y con los brazos en cruz y, a continuación, ponga un juguete que cuelgue por encima de su ombligo. Sujete las manos del niño y consiga que se fije en el juguete para que intente atraparlo con los pies.

 TUMBARSE Y GIRARSE SOBRE EL BALÓN

Utilice un gran balón de playa de unos 80 centímetros de diámetro ligeramente deshinchado para realizar ejercicios que desarrollen el sentido del equilibrio, sin olvidar nunca que la diversión es el objetivo prioritario. Su volumen y su flexibilidad permitirán al niño experimentar sensaciones nuevas en una superficie móvil.

1 En primer lugar, deberá conseguir que el niño se familiarice con el balón y esté cómodo.

2 A continuación, coloque al niño boca arriba sobre el balón. Tenga bien sujeto al niño en todo momento y anímele a jugar.

3 En tercer lugar, ladee al niño hacia la derecha; la pelota le acompañará en su movimiento y el niño lo encontrará divertido.

4 Finalmente, ladee el niño hacia la izquierda realizando un movimiento de vaivén y vuelva a empezar.

RECUERDE

  • Los ejercicios de gimnasia deben realizarse de forma continuada e ir aumentando progresivamente su dificultad, siempre adaptándose a las posibilidades del niño.
  • Mientras juegue con el bebé no deje de hablarle, de cantarle, de mirarle. El niño debe sentir toda su atención.
  • Refuerce con sonrisas y ovaciones cada uno de sus esfuerzos y no sólo los logros.
  • Si el niño no tiene ganas de jugar, no insista.No alargue la duración de los ejercicios excesivamente. Diez minutos serán suficientes. Los ejercicios no deben suponer una obligación ni para el bebé ni para los padres; perderían así su efecto beneficioso.

EL RODILLO

1 Ayúdese de un rodillo para fortalecer la musculatura de brazos y espalda del bebé. Aguante al niño de pie frente al rodillo y déjelo que se sujete al mismo y que se incline sobre la superficie del rodillo. Se trata de un juego. El movimiento ha de ser lento.

2 Empuje con cuidado al niño para que quede tumbado, boca abajo, sobre el rodillo. Póngale un juguete a poca distancia e incítele a que lo alcance con la mano. Con este ejercicio, el niño irá familiarizándose con la postura de gateo.

MASAJE EN LA ESPALDA

Hay muchos tipos de masajes posibles en la espalda del bebé. Los que proponemos a continuación le ayudan a relajar su musculatura y le proporcionan sensación de bienestar. Otros, como el claping (es decir, el golpeteo con las manos en la parte superior de la espalda), ayudan a descongestionar al bebé cuando tiene bronquitis. No olvide realizar cualquier masaje aplicando con las manos aceite o loción.

1 Pase las manos suavemente por ambos lados de la columna vertebral, desde las nalgas  hasta los hombros, imaginando que quiere alisar un trozo de papel.

2 Coloque las manos una encima de la otra e imagine que son una plancha, desplazándolas por el lado derecho y el izquierdo de la columna.

 

Juegos en los primeros meses de vida

Share:

Antes de nacer, el bebé pasaba un buen número de semanas en un espacio muy reducido, adoptando una posición de flexión de sus extremidades inferiores sobre el abdomen y flotando en un ambiente líquido.

Al nacer, pasa a disponer de más espacio, pero debe hacer frente a la fuerza de la gravedad. En esta nueva situación, su primer objetivo es desplegar gradualmente su cuerpo y aprender a controlar el peso de su cabeza, que en esta fase de la vida constituye una buena proporción de su peso y volumen corporal total.

Algunos estímulos sensoriales por parte de los padres pueden ser de gran ayuda. El objetivo de los ejercicios del bebé de pocos meses debe ser estimular su musculatura provocando que haga nuevos movimientos. Sin embargo, no debe cansarse al niño; siempre hay que realizar los ejercicios cuando esté relajado y éstos no deben durar más de diez minutos.

COSQUILLAS EN LOS PIES

Un cepillo de dientes, de cerdas suaves y mango romo, puede servir como instrumento para la tonificación de los músculos del pie. Al pasarle el cepillo por la planta del pie, el niño lo bajará, crispando los dedos. Luego, al rozarle el empeine, levantará el pie y el dedo gordo.

EL PAQUETITO

Igualmente, hay que enseñar al bebé a relajar su propio cuerpo mediante ejercicios de estiramiento suaves y siempre con la premisa de no forzarle, y abandonar el intento si se percibe cansancio o temor. Un buen ejercicio es el siguiente: con el niño tendido boca arriba en el suelo o sobre la mesa, la madre, toma los brazos del bebé y los abre en sentido horizontal para que inspire. Después, cruza los brazos del bebé sobre la caja torácica mientras éste expirará.

ABRIR LAS MANOS

La tendencia del bebé en las primeras semanas de vida es cerrar las manos cuando se le ofrece el dedo o cualquier otro objeto que pueda asir. Es el llamado reflejo de prensión. Para conseguir que el bebé abra la mano se pueden utilizar ejercicios de relajación del hombro, que consisten en efectuar suaves movimientos de distensión de forma rítmica y sujetándole el brazo por la mitad de los huesos largos, sin tirar nunca de las articulaciones. Hay que estimular las dos manos; por lo tanto, cuando se consiga que el niño abra una mano, hay que intentar repetir lo mismo con el otro brazo.